La Universidad de la VIDA!

Esta expresión o analogía que hace referencia a las múltiples tareas a cumplir dentro de la vida y que bien, hace ver a la misma como una universidad, tiene varias generaciones apareciendo por ahí, en boca de muchas abuelas y abuelos, o simplemente personas para referirse a todo el aprendizaje y sabiduría adquirido con los años; cuando escuchamos esta combinación de palabras hace algunos sentir un poco de nostalgia y a quien la utiliza, lo hace digno merecedor de tener la palabra.

Y es que los abuelos sabían de arte, historia, matemáticas, sensibilidad, recetas, ingeniería, agricultura, medicina y muchas otras cosas solo utilizando su intuición, esa que tal vez no se enseña, pero que es tan válida como el método científico y que en unos años veremos dictándose como cátedra en alguna parte o porque no, en todas partes, porque vale la pena aprender a desarrollarla;  y el tan maravilloso sentido común, ya no tan común, que hoy en día llega a nosotros más fácilmente en forma de “Google” y que nos saca de muchos apuros, pues es un abuelo o abuela en forma de pequeña o gran pantalla.

Me refiero a la “universidad de la vida” en esta ocasión, porque aunque las aulas estén llenas de gente aprendiendo cosas, nada se compara al aprendizaje que deja haber vivido tal o cual experiencia, que nos hace más ingeniosos, más cautos o más tranquilos y felices, más prudentes o imprudentes o más amigos y menos desconocidos. De la universidad de la vida sólo nos podremos graduar si cumplimos con todos los créditos, si las asignatura fueron aprobadas y los parciales superados, pero a veces pasa que debemos repetir diferentes asignaturas y se nos hace un poco fatigante, porque pensamos que no hay salida, que cuando terminará esto o aquello que no nos gusta y vamos por ahí de “quejólogos” pensando que es injusto,  diciendo a nuestro maestro o mejor yendo a hablar con el decano a ver si por favor nos ayuda a «pasarla», que en la próxima si nos ponemos la pilas; pero lo que debemos analizar en esos casos es que verdaderamente tengamos la lección aprendida (no para el parcial), si no que hayamos interiorizado el para qué? Y que aplicación tiene a la  gran carrera que estamos desarrollando llamada Vida, porque de no detenernos a estudiar esa lección, simplemente no pasaremos esa página y nos tendremos que encontrar con el mismo maestro o con otro, pero en la misma clase, lo que a veces no es tan divertido.

Hoy quiero reflexionar sobre esta analogía que me pareció apropiada  y  traerte a este momento de tu lectura a que pienses, qué situaciones emocionales o no, se están repitiendo en tu vida?, que sientes que no quieres repetir?, tal vez es una situación con el dinero, una relación que no es saludable de pareja o familia que se repite una y otra vez, o si siempre estrellas tu carro por el mismo lado y no entiendes por qué?, siempre pierdes el celular o simplemente algo que piensas que todo el tiempo te pasa y te lo repites una y otra vez de manera no tan positiva en la cabeza. No pienses que no eres afortunado o que siempre es así “y que le vamos a hacer” no!, si estás leyendo esto, es un llamado a que analices la manera en la que hablas contigo mismo, que palabras te dices a ti mismo, si te menosprecias y te destruyes o si te amas, te elogias y te animas. Date cuenta que cada experiencia te está dando la oportunidad de pasar una asignatura de vida, pero debes estudiarla y aprender de ella, preguntándote para que pasa?, para que la estudias? y tendrás una respuesta clara y concreta a tu pregunta. Sabes por qué?, porque tienes un decano de la universidad de la vida que ha asignado varios maestros en tu carrera para que respondan a tus preguntas y puedas pasar al siguiente nivel, así que si te haces las preguntas adecuadas, tienes las respuestas correctas. Es como si tu fueras “Google” y pones la pregunta en tu buscador interno y una de esas respuestas es la que te llevará al aprendizaje y la claridad para llegar con la mente despejada al examen!. Inténtalo, ese es tu primer paso para despertar tu conciencia! y graduarte con honores de esta gran carrera. Ánimo! Vas por buen camino!.

Publicado por Siempre Optimistas

Soñadora, creadora de una maravillosa realidad, mi Realidad! Muy poeta.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: